Efectos secundarios y contraindicaciones del retinol

El retinol es uno de los ingredientes activos más utilizados en cosmética para tratar el envejecimiento de la piel (combatir las arrugas, las marcas de expresión y las manchas). Sin embargo, debido a que no carece de efectos secundarios y contraindicaciones, es fundamental prestar atención a la concentración de cada producto, así como consultar a un dermatólogo. El médico es quien indicará, en cada caso, el tratamiento adecuado.
Veamos cuáles son los posibles efectos secundarios del retinol.

Enrojecimiento y descamación en la piel
La primera vez que se utiliza un producto con retinol, es frecuente experimentar una suerte de peeling acompañado por una sensación de ardor. Este efecto secundario desaparece por sí mismo al acostumbrarse la piel al producto. Mientras tanto, conviene aplicar retinol solamente cada dos días.

Sequedad y picazón
Esta sensación desagradable es otro de los efectos secundarios del retinol, en especial al aplicárselo sobre pieles sensibles. Por fortuna, suele alcanzar con la aplicación de una crema hidratante para contrarrestarlo.

Hipersensibilidad al sol
Probablemente este sea uno de los efectos secundarios del retinol más frecuentes. Debido a que es fototóxico, el retinol puede manchar la piel sobre la que ha sido aplicado si se entra en contacto directo con el sol. Por eso, las personas que se están tratando con retinol deben usar constantemente un buen protector solar, de factor 15 o superior, para evitar las quemaduras.

Otras contraindicaciones
El uso de retinol está desaconsejado en embarazadas y lactantes. Además, es importante no aplicarlo en el área de alrededor de los ojos, por ser esta piel demasiad sensible.